lunes, 6 de agosto de 2012

Dar amor, Dar pecho.

Por: @voyasermama
Daniel Andres
La maternidad resultó para mí una sorpresa, no era algo que estaba buscando pero me llenaba de mucha felicidad y también de muchas dudas, por esto decidí informarme, hacer cursos y aprendí mucho.
Llegó el día y Daniel Andrés llegó a mi vida, por suerte junto a mi ginecoobstetra trabaja un grupo de apoyo para el parto y la lactancia materna, porque a pesar de los cursos y los libros y estar completamente clara en que iba a amamantar a mi pequeño, todavía había algunas cuestiones prácticas que resolver.
Recuerdo llegar a la Sala de Parto y advertir al grupo de médicos y enfermeras que no quería que le suministraran a mi bebé ningún tipo de alimento artificial, lo reiteré en el momento en que se llevaban a mi recién nacido para ponerle la ropita y limpiarlo. Aún así no nos escapamos de la fórmula glucosada.
Luego de esto no me separé de mi bebe más nunca, practiqué el alojamiento en conjunto y podía alimentarlo cada vez que pensaba que era necesario.
Por supuesto entendí con los días que la lactancia es un aprendizaje para mamá y bebé, que aunque el instinto está presente, igual es importante conocer las mejores posiciones para amamantar, saber cual es la postura correcta de la boca, aprender a poner a tu hijo al pecho, todo esto súper importante y que sin la ayuda de las consejeras de lactancia quizás hubiese claudicado en mi deseo de amamantar.
Debo admitirlo, no fue sencillo, la bajada de la leche ocurrió a los tres días, yo estaba estresada porque sentía que mi bebé bajaba mucho de peso y no lo alimentaba, los pezones se agrietaron, etc, etc, etc, pero al cabo de un par de semanas sacarme la teta en cualquier sitio para dar de comer, o calmar a mi bebé era de lo más natural, la verguenza no estaba presente en ese acto de amor, y Daniel Andrés mamó feliz de la vida 13 meses.
Llegó el segundo bebé y yo me sentía la reina de la lactancia, porque había superado perfectamente mi primera experiencia, y con Jesús Antonio tuve que reaprender, con algunos tropiezos,  lo que había vivido con Daniel. Jesús fue felizmente amamantado 10 meses. Con mi tercer hijo, César Alejandro, todo fluyó mucho mejor, desde el primer momento tuvo un excelente agarre, la leche bajó desde la primera mamada y no tuve ningún inconveniente con grietas o pezones adoloridos, ni nada, ya tiene siete meses y todavía está lactando.

Jesús Antonio
Acepto que apoyo la lactancia con locura e intento convencer a cada una de mis amigas que es lo más natural del mundo, que es el mejor alimento para nuestros hijos y que nada los hará tan saludables y seguros como la lactancia. La leche materna es un regalo maravillosos de amor y salud que nuestro cuerpo genera para nuestro bebé. Es un alimento lleno de nutrientes, con una carga inmunológica insuperable.
No existe nada químico que pueda remplazar los beneficios obtenidos con la leche materna, pero además del aspecto alimenticio, esta el componente más importante de esta acción y es el amor. La lactancia es el momento de mayor intimidad y conexión entre una madre y su bebé.
Es muy difícil luchar con los mitos y creencias sobre todo en las clínicas privadas, donde aun muchos médicos y pediatras le dicen a las madres que con el biberon su hijo dormirá mejor. Inclusive es difícil que los abuelos de nuestros hijos entiendan que la lactancia es lo que hemos escogido como principal alimento de nuestro hijo.
 Aún hoy, después de tres hijos, y de tres maravillosas vivencias de lactancia exitosa, continúo aprendiendo, sigo buscando información y evaluando experiencias.

Por eso quiero ayudarte y contarte sobre algunos de los temores y mitos más comunes:

  • Tengo los pechos pequeño no creo que pueda producir suficiente leche. El tamaño de tu pecho no determina la cantidad de leche que puedas producir, lo único que determina que produzcas suficiente leche es que el bebé mame.
  • ¿Cuanto tiempo debo darle de mamar? El reloj en el acto de amamantar no existe, te puedo decir por experiencia que el bebe puede estar mamando durante 40 minutos para sentirse satisfecho y que aun así a la hora o dos horas puede desear volver al pecho.
  • ¿Le doy 10 minutos de un pecho y diez del otro?. No, debes darle un pecho por toma, porque lo primero que sale es agua, luego viene una corriente de nutrientes y por último se excreta la grasita que es lo que llena al bebé, todo este proceso puede llevar aproximadamente media hora o un poco más, recuerda que el bebé mama, se para, se despega, vuelve a mamar, se duerme, por eso el momento de dar pecho debe ser un tiempo dedicado para esto sin ninguna otra cosa que te distraiga.
  • Con el saca leche obtengo muy poquita leche, sera que no produzco suficiente. La única succión realmente efectiva es la de tu bebé, lo que obtengas a través de una máquina artificial no tiene relación con lo que tu pecho esta produciendo, por esto el único que sabe y determina cuánto es tu producción de leche es tu hijo.
  • Le acabo de dar pecho a mi bebe y está llorando, le voy a dar un tetero para que se calme. Tu bebé no necesita tetero o biberón, ni agua, ni chupón, solo te necesita a tí. Quizás lo que quiere es sentirse seguro y para esto el pecho es lo mejor.
  • Tengo que darle agua entre cada toma. La leche materna es tan completa que no necesitas darle absolutamente más nada por los primeros seis meses, a partir de allí comienza la alimentación complementaria.
César Alejandro
Esta es un poco mi experiencia sobre las dudas más comunes, seguramente hay miles, porque también lo viví, lo importante es que te mantengas firme en que esta es la mejor decisión para ti y tu bebe, apóyate en personal de salud que conozca de lactancia, pediatras, enfermeras, ginecobstetras, rodéate de madres que estén pasando por la misma experiencia, asiste a grupos de lactancia, consulta a alguna consejera en lactancia y sigue adelante, porque dar pecho es dar amor.
Si quieres conocer más te dejo algunos enlaces de interes:

Tomado del blog "Ahora ya soy mama"

2 comentarios:

  1. Estuvimos buscando con mi esposo algunas opciones a futuro para alimentar a nuestro bebe, y nos encontramos con el alimento orgánico, principalmente el de Nutribaby (www.nutri-baby.com) y queremos probarlo para que nuestro gordo tenga un buen complemento nutricional. Que les parece?

    ResponderEliminar
  2. @voyasermama (Andrea Pacheco)9 de agosto de 2012, 10:44

    Hola Miriam, en principio parecen alimentos que pudieras darle a tu bebé, según las indicaciones del médico, luego de los 6 meses. igual investiga sobre los que se llama Baby-led weaning que es darle a los bebes alimentos no en pure o papilla, para que desde bebés se acostumbren a masticar, también me funcionó hacer papillas y congelarlas en los tarritos de vidiro de las compotas o en alguno que vendan prefabricado lbre de BPA. Saludos

    ResponderEliminar